lunes, 10 de diciembre de 2007

Intento fallido

Mi cuñada vive a dos cuadras de mi casa. El sábado a la tarde nos contó algo que le sucedió, o mejor dicho presenció, por la madrugada.
Como habían llegado tarde de una fiesta todavía estaban todos despiertos. De repente se escucharon unos gritos de mujer desde la calle, parecía que se estaban peleando entre ellas o algo así. Mi cuñada atinó a abrir la persiana de una de las piezas, con las luces prendidas, y a gritar: “Qué pasa ahí?”. Segundos más tarde, cuando ya los gritos habían cesado, vieron pasar una chica corriendo sin llegar a reconocerla.
Al día siguiente vino la vecina a preguntarle qué había visto, porque la chica en cuestión era su hija, quien había sido víctima de un intento de violación. Suponen que saben quién fue porque esa noche uno de los pibes de una barrita la molestaba y ella no le daba bola. Lo peor es que sabía dónde ella vivía, porque unas amigas la acompañaron hasta una cuadra antes de su casa y él la esperó en la esquina. Depravado total.
No son tiempos para confiar en nadie, y menos en las madrugadas de los fines de semana.
Qué futuro te espera hija mía?

Etiquetas: , , ,

2 comentarios:

A las 15 de diciembre de 2007, 2:42 , Blogger El Analista ha dicho...

Estaba convencido que vivías en un lugar donde esas cosas no pasaban, bue, me equivoque.

 
A las 18 de diciembre de 2007, 10:21 , Blogger | Perla | ha dicho...

Analista,
No es lo más común, aunque cuando sucede lo bueno es que todos nos enteramos cómo, dónde y cuándo fue, y en este caso particular, hasta de quién fue. Lástima que es menor de edad, sino...

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal