viernes, 9 de mayo de 2014

Hace unos cuantos dias, luego de liberar al Cockey "el torcacito" en mi balcon, lo encontre caminando por el patio sin su colita pero sanito. Se ve que los perros o algun pajaro le arrancaron las plumas. Lo volvimos a poner adentro de la casa unos dias hasta que crecieran de nuevo. Esto llevo aproximadamente dos semanas. Volvimos a liberarlo, dejando en el balcon su jaula de puertas abiertas con un tarrito de semillas y agua. El vive libremente desde hace 2 o 3 semanas ya. Todos los dias le ponemos comida y el viene de a ratos, come, toma agua, toma sol, se va, vuelve. Todavia es manso y me deja tocarlo mientras come. Por ahi se me sube a la mano o a la espalda, yo no lo agarro pero le hablo o le pongo los pies cerca o tomo mate al lado. No se cuanto durara esto pero es muy gratificante haberlo podido liberar. Ayer por ejemplo, volvi a casa a las 17. Sali a ponerle semillas y no estaba. Hice otras cosas y volvi a mirar y ya estaba comiendo. Abri la ventana, me sente en el piso y el seguia comiendo. Despues camino un poco por el balcon y se paro en la baranda a mirar. De a ratos me mira, mueve las alas como hacen los pichones y pia. Parece como si me estuviera saludando. Luego de unos minutos se fue volando y yo segui con mis cosas. Supongo que algun dia no volvera mas, pero mientras tanto sabe que tiene alimento y agua a su alcance.

2 comentarios:

A las 9 de mayo de 2014, 10:55 , Blogger ® Danila ha dicho...

lo mejor del mundo: ellos, los animales.

 
A las 9 de mayo de 2014, 20:42 , Blogger Genín ha dicho...

Lo has hecho muy bien, liberarlo pero dejando la posibilidad de que se alimente como está acostumbrado porque no está preparado para buscarse la vida...
Besos y salud

 

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal